Movilidad e independencia para disfrutar de Valencia

lun, Ago 12, 2013

Vivir Valencia

El volumen de turistas en Valencia continúa creciendo año tras año y hoy en día se puede considerar uno de los centros neurálgicos del turismo español. Valencia encierra muchos atractivos de diferente índole, entre los que podemos destacar su renombrada gastronomía, su interés monumental, su aportación al mundo del deporte, con el circuito urbano de Fórmula 1 o la organización de eventos internacionales como el maratón de Valencia (www.carreraspopulares.org)y su indudable aportación al mundo de la cultura, con la Ciudad de las Artes y las Ciencias como principal reclamo.Son por tanto, muchos los lugares de interés que atraen a cientos de miles de turistas cada año, con la intención de conocer todos los rincones que ofrece la ciudad. Por ello, es importante planificar bien la estancia y estudiar los recorridos para poder sacar el máximo partido a una estancia en Valencia, aunque sea de pocos días.

En este sentido, es importante definir el medio de transporte idóneo para poder recorrer la ciudad. El transporte público es una alternativa, pero es también interesante considerar la opción de alquilar un coche, sobre todo si se viaja acompañado. Para poder contemplar esta opción es muy recomendable estudiar las diferentes alternativas que existen de coches, precios y ofertas. En la página web de Sixt Valencia se pueden encontrar todas las opciones, seleccionando los puntos de entrega y recogida del vehículo.Disponer de un coche para recorrer Valencia ofrece varias ventajas, además de la independencia que proporciona. Cuando se dispone de un vehículo, la elección de un hotel se puede realizar en base a diferentes criterios. Existen muchos hoteles en barrios valencianos, como Campanar o la Saïdia, que disponen de hoteles de muy buena calidad y con precios mucho más asequibles que los hoteles situados en puntos estratégicos del centro de la ciudad.Cuando se dispone de un coche propio se puede hacer un tipo de turismo diferente, incluyendo por supuesto los lugares más emblemáticos, como el centro histórico de la ciudad, una visita a la Ciudad de las Artes y las Ciencias o un paseo por los Jardines del Turia.

Pero Valencia ofrece mucho más cuando el desplazamiento no supone un problema, ni exige invertir mucho tiempo.Se puede optar por ir a pasar la mañana al Bioparc, el zoológico de la ciudad o al Parque de Cabecera, donde tienen lugar numerosos espectáculos. También es posible visitar el monasterio de la Trinidad y el puente de San José, testigos de la historia valenciana y de enorme interés, situados en el norte de la ciudad.El coche ofrece además al turista la posibilidad de recorrer la costa valenciana y alejarse un poco de las zonas más concurridas. Todo ello sin olvidar el Parque Natural de la Albufera, toda una joya de la costa mediterránea, a tan sólo diez kilómetros de Valencia.

Dejar un comentario